jueves, 18 de septiembre de 2008

PRIMER PARTIDO POR EL QUILMES: VERSUS SMIRNOFF F.C.


Ibamos por Barrio Urca, calle Menéndez Pidal y se nos cruzó la imagen de una empleada doméstica limpiando sin gestos un antiguo jarrón de bronce, en una nueva casona blanca de tejas preciosamente azulgrises. Sin gesto: la mirada entre perdida y concentrada, las manos rítmicas y abstractas sobre los caros objetos silenciosos.
Era algo así como una casa con amo y ama en sus oficinas de otra parte del cerro, mientras ella, en su primer día de trabajo, tenía todos sus paisajes callados. Y lo serio que es tener un hijo, en su pequeña casa alquilada de Alberdi.

Lo cierto es que seguimos hasta la calle 10, porque nos avisaron que cambió el rival del debut en el Quilmes.
Luego de los rumores, y su publicación efectiva, donde figuraba como adversario el conocido Indiana, resultó que Dalla Costa, este sábado 20 de septiembre, juega contra

Smirnoff Fútbol Club

Club al que solo conocemos por la bebida que lo patrocina. Este equipo, proveniente de la Rusia profunda, cuenta en sus filas con valeri Lubanesky, Alexander Zavarov y nada menos que…

Marat Koskín! Además, teniendo en cuenta que este fin de semana el equipo ruso de tenis disputa la Davis en Argentina, no será de extrañar que estrellas como Anna Kournikova o María Sharapova se acerquen al complejo Goles. Estas hermosas mujeres tienen rasgos de lobos salvajes, volúmenes adaptados al gusto occidental y breves polleras de tenis.

Nos juntamos en la puerta del departamento del jugador Slatan, a las 10:30; por favor, llevar la máxima cantidad de autos, es decir, el húngaro y The Circle, intentar en sus hogares.

Bajamos de Urca a la Colón y otra vez el paisaje se llenó de verrugas; las automotrices, las ventas de ladrillos y más allá, las pequeñas tienditas del horror. Estaban los colectivos naranjas entorpeciendo la Duarte Quirós y había promotoras de TC entregando unos volantes que promovían el libre albedrío en Barrio Los Naranjos.
Llegamos al centro, pasé a buscar a Trinity Fair, la María Magdalena de la Humberto Primo, y nos metimos en uno de esos cines porno de la Alvear, esperando el partido del sábado.
Daban “La mandíbula de Calígula” y la pasaban brincando sobre corredores romanos. La noche ya estaba ciega y quedaban algunas almas perdidas haciendo eco por las peatonales de la exclusión.
Trinity se metió en su palacete de la Maipú y recibí un mensaje de texto:

Este sábado, se juntan 10 y 30 para jugar a las 12. El rival es Smirnoff F.C. Suerte y gracias.

Atentamente: Dique Los Molinos

10 comentarios:

  1. a bueno... si yo no escribo no escribe nadie...

    ASÍ, NO.

    Trumpet

    ResponderEliminar
  2. Bueno, yo tambien escribo entonces

    ResponderEliminar
  3. ES LA CRUZADA TROMPETIANA...

    ResponderEliminar
  4. estará deprimido el cronista principal?

    ResponderEliminar
  5. El cronista no está deprimido.

    Está reflexionando.

    Como todo el equipo.

    ResponderEliminar
  6. me encanto, faltan un par, y ya juntamos los 11.

    TRumpet

    ResponderEliminar

COMENTARIO: